homenoticias

NOTICIAS

Carta de febrero 2019
¡Es que juntos, somos COLÓN!

Dedico esta reflexión a la feliz efeméride de los 75 años de nuestro Centro de Estudios Cristóbal Colón. Las “Bodas de Brillante” de nuestra institución, se presentan como una oportunidad extraordinaria para conjugar dos actitudes esenciales de la vida que, en principio, deberían ir siempre unidas: el agradecimiento por lo ya vivido y la esperanza por la vida que debe seguir siendo construida.

El agradecimiento es una invitación a mirar nuestra historia y reconocer en ella las grandes bendiciones recibidas a través de la audacia, la entrega y el amor desbordado en el trabajo por muchísimas personas.

Para concretar el agradecimiento, se necesita recuperar y recopilar adecuadamente la historia, trayendo a nuestra memoria nombres, documentos, imágenes y anécdotas. Es por eso que iremos preparando los cauces adecuados para que esta información pueda sistematizarse bajo los criterios de una base de datos actualizada y una recopilación informática de fotografías, materiales y relatos personales. Ya les avisaremos el método a seguir, pero la idea es que podamos iniciar este proceso aprovechando la convocatoria masiva de “Ponte mi camiseta” el próximo 4 de mayo.

La construcción esperanzadora del futuro nos corresponde a todos. Se trata de convertir nuestro amor y respeto por el colegio en una fuerza dinamizadora y renovadora del mismo; en fidelidad con su historia, pero en apertura de mirada frente a los desafíos de nuestros alumnos y sus familias. En este sentido nos encontramos en un momento muy importante, donde el análisis cuidadoso del centro de estudios va dando pasos a una renovación ilusionante del mismo en todos los órdenes; desde la estructura física y los equipos, hasta los procesos educativos y de acompañamiento personal, social y pastoral. En el fondo, no se trata de “inventar” nada, sino de renovar y actualizar la fidelidad a nuestros principios, respondiendo desde nuestra identidad calasancia a las demandas y necesidades urgentes de la sociedad veracruzana y mexicana.

Las instituciones serias no buscan improvisar, sino profundizar. Pueden y deben ser autocríticas, pero siempre desde el agradecimiento y actitud de nobleza con su propia historia. Solo así pueden crecer y mejorar sin romperse, construyendo nuevos sueños con las nuevas generaciones.

Este aniversario coincide con las “Bodas de Oro” de nuestra Universidad Cristóbal Colón, que junto al colegio brindan a la sociedad veracruzana una gran oportunidad formativa desde prescolar hasta los doctorados universitarios. Por ello, queremos compartir institucionalmente muchas de las actividades que se harán a lo largo del año y concluyendo, en el caso del colegio, en el primer semestre del 2020. ¡Es que juntos, somos COLÓN!

Y todo esto en el contexto amplio y único de los 500 años de la fundación del cabildo de la Veracruz. ¡Es una gran fiesta y debemos celebrarla! Me incluyo en este inmerecido privilegio y los invito a todos a vivir estos procesos en cercana alegría, recordando en este año especial como Veracruz y Colón comparten una maravillosa historia.

P. Rodolfo Robert Esquivel, Sch.P.Titular General del Colegio Cristóbal Colón

Galería fotográfica